martes. 22.10.2019

“En los próximos diez años Berkeley va a tener que contratar más abogados que ingenieros de minas”

Los representantes de los colectivos antimina comparecieron junto a la Diputación de Salamanca donde se debatía una moción al respecto
Los representantes de los colectivos antimina comparecieron junto a la Diputación de Salamanca donde se debatía una moción al respecto

Equo, Izquierda Unida y Podemos advierten a la empresa minera que “ha superado una línea roja” al comenzar a talar encinas en la zona. “Han declarado la guerra a la gente del oeste salmantino”, avisan

“En los próximos diez años Berkeley va a tener que contratar más abogados que ingenieros de minas”


Representantes de Equo, Izquierda Unida y Podemos Salamanca han vuelto a criticar con dureza el proyecto para la puesta en marcha de la mina de uranio de Berkeley y han realizado una clara advertencia a la compañía australiana al señalar que “si Berkeley aguanta, en los próximos diez años va a tener que contratar más abogados que ingenieros de minas”. 

El portavoz de Equo y abogado, Manuel Serrano, criticó que la empresa “lleva una semana destrozando y arrancando encinas y eso es una provocación y una declaración de guerra para la gente del oeste salmantino”. Asimismo calificó de “sucio, marrullero y mentiroso” el proyecto minero “que solamente puede sobrevivir en el muladar de corrupción en el que el PP ha convertido a las administraciones públicos”, señaló aprovechando para hacer crítica política.
Berkeley, subrayan los diferentes colectivos, “no tiene licencia para hacer las obras que hace, solo una de corta de encinas que la Junta le ha dado de forma gratuita y ahí han cruzado una línea roja”.

Manuel Serrano también quiso poner en evidencia que Berkeley carece de licencia para hacer obra “y tampoco tienen licencia urbanística ni de construcción”. “Si Berkeley finalmente no puede construir, va a dejar tierra quemada y eso no lo podemos consentir”, resaltó Serrano quien también recordó que el asunto se ha judicializado hasta el punto de tener pendientes hasta tres resoluciones judiciales al respecto.

En el mismo sentido pronunció, Ignacio Paredero, el máximo representante de Podemos en Salamanca para el que ampararse en la poca población para justificar la implantación de la mina “es un insulto y un reconocimiento implícito de Berkeley de que la mina no es inocua”. 

“Un destrozo emocional terrible”

Finalmente Isabel García Calderón, activista residente en Retortillo, desveló que el problema de la mina está provocando un destrozo emocional “que no está compensado de ningún modo”. En Retortillo, explicó, “hay gente que por esto no se habla y el tema no se saca”. “Es terrible, más de lo que la gente se imagina”, apostilló.
 

“En los próximos diez años Berkeley va a tener que contratar más abogados que ingenieros de minas”
Comentarios